Con casi un centenar de refugiados que se encuentran en Bregenz en zonas cercanas participando de Tango en Punta IN CONCERT en calidad de invitados de la Asociación Tinkers, como medida de aporte y ayuda a la realidad que estas personas viven y que no solamente necesitan un techo, comida y ropa, sino también momentos de disfrute y arte, se realizó el evento central del único festival de tango con inclusión de personas con discapacidad que realiza en todo el mundo

El Großer Saal del Festsphielhaus Bregenz se llenó de emoción, risas, aplausos y fundamentalmente reflexión, con un espectáculo que se disfrutó con todos los sentidos.

Enrique Dia y la dama del tango: Olga Delgrossi, cantaron junto a la guitarra del maestro Julio Cobelli y el dúo argentino Lunatobaldi, integrado por Agustín Luna y Luciano Tobaldi, mientras en la pantalla central del escenario los artistas uruguayos con síndrome de down: Carolina Falciani y Santiago Pérez, fueron llevando a la platea por diferentes estados mientras desarrollaban su historia tanguera.

Martín Maldonado y Maurizio Ghella, Lucila Cionci y Joe Corbata, Sayaka Higuchi y Joscha Engel, y los locales Claudia Grava y Martín Birnbaumer, realizaron intervinieron con notables improvisaciones sobre temas de la dama del tango, mientras que Theresia y Mauricie ocuparon en vivo el rol de Santiago y Carolina e interpretaron la coreografía que “la Tinker” Andrea Seewald creó para ellos y motivó este show, y luego Thomas y Michi junto a Lucila y Maurizio mostraron sobre el escenario de la Ópera de Bregenz que la inclusión total sin distinción de ningún tipo no solamente es posible sino que es lo más extraordinario que el ser humano puede lograr.

El espectáculo guionado por el equipo creativo de SUROESTE Comunicación dirigido por Siul Bango – presente en sala – y Tamara Pereyra, difícilmente pueda olvidarse por las casi mil personas que asistieron este viernes 11 de setiembre al Großer Saal del Festsphielhaus Bregenz.